Triángulos de emergencia, ¿Cómo se colocan?

Triángulos de emergencia

23 Ene Triángulos de emergencia, ¿Cómo se colocan?

¿Cómo se colocan los triángulos de emergencia? ¿Te lo has preguntado alguna vez? Seguro que si. Es algo que nos cuentan en la autoescuela pero el hecho de no tener que usarlo habitualmente acaba por olvidarse. Y no se debería, porque los triángulos son bastante importantes en caso de necesidad, ya que indican nuestra presencia al resto de usuarios de la vía evitando posibles accidentes que pueden llegar a ser muy graves.

 

Según la normativa actual, debemos llevar dos triángulos de señalización en el coche y, al menos, un chaleco reflectante. Esa misma normativa indica que, en caso de inmovilización o accidente, se emplearán los dos triángulos de preseñalización de peligro salvo que las condiciones de circulación no lo permitan. En el caso del chaleco reflectante, es totalmente obligatorio cuando se salga del vehículo y se ocupa la calzada o el arcén.

 

El empleo de los triángulos difiere según la vía. Por ejemplo, en autopista o autovía, así como en vías de un único sentido o con más de tres carriles, sólo es necesario colocar uno. Se debe colocar por detrás del vehículo a una distancia de 100 pasos, que son alrededor de 50 metros. Esto no se cumple nunca y es muy fácil ver vehículos detenidos en la calzada con el triángulo a menos de tres metros. Para hacernos una idea, un autobús, por norma general, mide 12 metros.  Por lo tanto, 50 metros son poco más de cuatro autobuses. En caso de ser una carretera convencional, con dos carriles por sentido y sin separación física entre ambos, hay que colocar otro triángulo por delante, a ser posible en el arcén del carril contrario y también a 50 metros (recuerda, cuatro autobuses).

 

Cuando salgamos del coche para colocar los triángulos, el chaleco reflectante siempre puesto. Si vamos más personas en el coche, es recomendable que bajen del mismo y se coloquen tras los quitamiedos. De esta forma, si otro coche impactara contra el nuestro estando detenido, se reduciría el número de heridos al estar el automóvil vacío.

 

Las luces de emergencia deben ponerse siempre y si la inmovilización se efectúa en autopista o autovía, en condiciones de baja visibilidad o entre la puesta y salida del sol, debemos conectar también las luces de posición. El objetivo de todos estos pasos es lograr la máxima visibilidad y evitar accidentes.

No Comments

Sorry, the comment form is closed at this time.